Estás conmigo antes de que yo lo supiera

Un día cuando niña, ya me tocaba dormir, al acostarme pensé: “Ojalá existiese un hombre que pudiera cargar con él todas las enfermedades, la muerte, los delitos”, probablemente la inseguridad;  la infidelidad y  la separación de los cónyuges, ambas cosas que tanto daño hace a la familia y en especial a los niños.

Saben, en aquella oportunidad me lo imaginaba cojo, con los ojos uno más pequeño que el otro y me lo imaginé alejándose de este mundo para que no pudiera volver más nunca, y esas cosas malas nunca más volvieran.

Me lo imaginaba muy feo a decir verdad, pero no tenía idea de quien era … hasta que te conocí Señor.  Eres tan real como aquella noche en mi imaginación; te había vislumbrado con otro rostro, pero ahora mis ojos conocen con tu rostro real. Eres el hombre que carga con todo lo malo de este mundo, con todo el pecado. Perdóname, pero me asombró mucho al saber cuanto nos amas, que decidiste dar la vida y cargar con el peso que nos tocaba, para así poder hacernos libres, verdaderamente libres.

Anuncios